‘The Revenant’ o El nuevo Escaparate mediático de Iñarritu

Las películas de supervivencia siempre han sido disfrutables y, en general, muy bien recibidas. En ellas se representa, la mayoría de las veces, el triunfo del espíritu humano de la mejor manera: superando toda clase pruebas, obstáculos y situaciones (casi) imposibles de lograr, gracias al coraje y las ganas de vivir. Los protagonistas de este tipo de filmes se tienen que enfrentar a sus peores miedos y fobias, mientras tumban las paredes que ellos mismos construyen a su alrededor.

Por ello, es importante asegurar que éstas atentan a la empatía y a nuestra capacidad de vernos reflejados en la experiencia ajena.  Desde ‘Castaway’ hasta ‘Gravity’ vemos historias con individuos comunes y corrientes que logran llegar a lugares que, en otro tipo de situaciones, no habrían podido lograrlo. Ver hasta dónde somos capaces de llegar con nuestros propios medios es algo que nos emociona profundamente.

Muchas veces, estos filmes cuentan historias muy parecidas con elementos recurrentes del género, incluso me atrevería a afirmar que, si no es que son todas, muchas de ellas son hechas paara buscar el mismo fin: tener un guiño de los Oscar. Así, vemos a actores reconocidos realizar todo tipo de cambios tanto en su físico como en su rango actoral, con el fin de conmover a las audiencias y mover algo en la Academia.

De esa forma, es muy sencillo identificar a este tipo de películas con tan sólo sus escenas principales: una secuencia onírica llena de simbolismos, un momento de reflexión por parte del protagonista decorado con una fotografía exquisita,  una mirada profunda entre dos enamorados. Estos son momentos que, al ser lo suficientemente sutiles, pero potentes al mismo tiempo, logran dar en el clavo. Algo que está bien, excepto cuando ya no.

Cuando, de la nada, aparecen enormes películas en forma  de Caballos Negros que tratan de apantallarte con todo los elementos rimbombantes que lo conforman, pero que, a final de cuentas, terminan por ser no más que un Caballo de Troya, aquel que te ataca por la espalda y te obliga  a “disfrutar” de una historia exagerada, sobreactuada y sobredirigida, llena de escenas innecesarias y comilonas simbólicas tan descaradas que son suficientes para alimentar a toda una familia. En mi caso este papel lo fungió ‘The Revenant’ de Alejandro G. Iñárritu.

No me lo tomen a mal, siempre he encontrado placer en disfrutar de las historias de este director. El año pasado quedé tremendamente apantallado con la subversiva historia presentada en ‘Birdman’ y aún sigo pasmado con las escenas brutales de ‘Babel’. El señor sabe lo que hace y lo hace muy bien. Claro,  cuando su único fin es plasmar una historia bien contada y no ganarse un Oscar.

Debo aceptar que, antes de ver la película, me vi bombardeado por un exceso de información sobre dicha película y eso, en mayor o menor medida, logró que mis expectativas subieran sistemáticamente. Sin embargo, aún así, no me preparó para todo lo que estaba a punto de ver con ‘The Revenant’: un complejo revoltijo de imágenes, gritos y simbolismos innecesarios que hacen una constante -y abrumadora- referencia a todas las fórmulas necesarias, habidas y por haber, para ganar un Oscar.

De esa forma, puedo dividir ‘The Revenant’ en 3 grupos:

  1. Las escenas donde Leonardo Dicaprio actúa como Leonardo Dicaprio sufriendo en la nieve, arrastrándose y gimiendo continuamente y no como Glass, el padre que busca revancha por la muerte de su hijo.
  2. Las secuencias oníricas donde Iñárritu abusa del simbolismo (y la incredulidad de la gente) mientras intenta poner a pensar a la audiencia que algo superprofundo está sucediendo cuando en realidad nada está ocurriendo.
  3. Las hermosas tomas de Lubezki. Ese hombre es un genio.

the_revenant_SD2_758_426_81_s_c1

Con ‘The Revenant’ no sólo nos encontramos con un filme donde su protagonista muestra una clara desesperación por demostrar a todo mundo que sí merece un Oscar (cuando eso nos había quedado claro hace mucho tiempo), sino también con una historia donde nada queda a la interpretación de la audiencia, todo es explícitamente presentado y desfachatadamente construido para deslumbrar, apantallar y conquistar, cuando en realidad debería generar empatía, asombro y emoción.

Para una primera vista superficial, la película es aceptable. El problema radica cuando uno como espectador no se queda con nada para pensar, interpretar o incluso suponer. No hay nada que debatir -excepto el hecho de que la actuación  de Dicaprio sea exagerada o no, lo único que debatí con mis amigos al terminar de verla-, ni nada que discutir, en realidad no hay nada. Con ‘The Revenant’ todo está explicado en la película, todo es demasiado obvio, todo está puesto en la mesa.

maxresdefault (1)

Cuando un filme da por sentado que sus audiencias no van a poder entender lo que está sucediendo y, por ello, es necesario explicarles todo lo que está pasando frente a la cámara por medio de simbolismos mal logrados y sobreactuaciones de sus protagonistas, algo está haciendo muy mal. Está mucho peor, cuando el actor protagonista y el director  de la película secuestran el discurso audiovisual y lo utilizan como escaparate de sus propios talentos.

‘The Revenant’ no debería de centrarse en lucir el rango actoral de Leonardo Dicaprio, sino el constante sufrimiento de un padre que acaba de perder a su hijo. ‘The Revenant’ no debería de tratarse de la cantidad de pruebas físicas por las que Leonardo Dicaprio tuvo que vivir al grabar esta película, sino sobre el coraje y fuerza interna con la que un ser humano es capaz de sobrevivir a muy bajas temperaturas. ‘The Revenant’ no debería de tratarse del ingenio y la creatividad de Iñárritu para dirigir tomas coquetas con mucho simbolismo, sino sobre entender lo que está pasando por la mente de este individuo que es dado por muerto en medio de la nada.

DF-18887 – Director Alejandro G. Iñárritu and Leonardo DiCaprio on location for THE REVENANT.

Así que no, no considero que esta sea la mejor actuación de Leonardo Dicaprio (ni por tantito) ni tampoco me parece la obra maestra de Iñarritu. Ambos han logrado hacer cosas mejores antes y me parece sumamente innecesario que nos quieran hacer creer que esta película es el pináculo de sus carreras, cuando claramente no lo es.

Quitémonos un poco el foco deslumbrador que tenemos de Iñarritu y Dicaprio de encima y veamos la película por lo que es: un escaparate del ‘Star System’ que conforma al filme y no una historia emocionante de supervivencia.

Mis películas favoritas del 2015

Una de las cosas que menos me gusta de vivir en un país como México es la falta (y tardanza absoluta) de distribución de películas que tenemos mes con mes. Me parece inadmisible que los único filmes que podemos disfrutar en fechas plausibles sean los blockbusters. Me parece aún más terrible que el 2015 haya sido un año que se distinguió por sus historias independientes y actuaciones soberbias fuera de la sombra de Hollywood y que, por lo mismo, casi ninguna haya llegado a nuestro país.

Díganme purista, pero no hay mejor experiencia para disfrutar un buen filme que en el cine y no en una pantalla de una computadora. Así, la idea inicial de este post era enlistar las mejores 15 películas del 2015 pero, para mi mala fortuna, muchas de ellas o no han llegado a nuestro país (Carol, The Danish Girl, Spotlight, The Big Short, Room) o parece que nunca lo harán (Trumbo, Sisters). Por ello, mejor hablaré de aquellas que llamaron mi atención y vale la pena verlas.

Mad Max: Fury Road (George Miller)

madmax

La inevitable ganadora de todas las listas de finales de este año, sin lugar a dudas, es Mad Max. No sólo contó con un reparto estelar, sino que logró darle una perspectiva femenina a una historia que, en manos de cualquier otra persona, hubiese caído en la tendenciosa mirada masculina de siempre.

A su favor: maravillosas secuencias de acción grabadas en locaciones y con muy poco uso de efectos especiales, el tipo que escupía fuego de su guitarra mientras la tocaba furiosamente, Imperator Furiosa.

En su contra: para ser una película que dedica gran parte de su discurso en condenar la falta de preservación de nuestro planeta, y sus recursos naturales, abusa de las explosiones entre carros que generan excesivas volutas de humo contaminantes.

Goodnight Mommy (Severin Fiala, Veronika Franz)

maxresdefault

Innovadora película de terror que atrapa al espectador desde la primera escena. Narra la historia de un par de hermanos gemelos que desconfían de la mujer que llegó a su casa con la cara vendando argumentando que es su mamá. por la forma en la que está hecha, si no te encuentras como espectador buscando pistas en todas partes, algo no estás haciendo bien.

A su favor: una premisa muy original, excelentes actuaciones, hermosa fotografía.

En su contra: el twist me pareció muy obvio, pero (aún así) muy redituable.

Tangerine (Sean S. Baker)

maxresdefault (1)

Vivimos en una época donde las historias con personajes transgénero (que no resultan ser mofa) son más recurrentes y Tangerine no es la excepción. Cuenta la historia de una prostituta que se entera que su novio, que resulta ser su pimp también, se está acostando con otra, lo que la lleva en una búsqueda constante del primero para confrontarlo con la segunda. Oro puro.

Fun fact, la película fue grabada enteramente con teléfonos celulares.

A su favor:  trata de una manera muy natural pero potente temas como la prostitución, la comunidad transgénero, el amor, la familia como institución y la amistad.

En su contra: las protagonistas, al ser su primer papel, tienen un poco de problemas al momento de mostrar un rango más amplio de actuación.

45 Years (Andrew Haigh)

45-years-poster

El director de la conmovedora película ‘Weekend’ nos trae otra potente historia de amor protagonizada por la excelente Charlotte Rampling que interpreta a Kate, una mujer que pasa por una montaña rusa de emociones la semana anterior a la celebración de 45 años de matrimonio con su esposo Geoff. Filme que tiene escrito ‘Oscar’ por todas partes.

A su favor: Charlotte Rampling, la impresionante fotografía, las potentes tomas que comunican mucho más que cualquier otro diálogo.

En su contra: el ritmo es un poco lento y a veces parece que Rampling está arrastrando la historia a cuestas.

Inside Out (Pete Docter, Ronnie Del Carmen)

Inside-Out-Pelicula

Película animada de Pixar que definitivamente está hecha para impactar mucho más a los adultos que a los niños con una creativa historia dentro de la cabeza de Riley, una niña de 12 años, y las emociones principales encargadas de sus sentimientos. Se disfruta mucho más en inglés con las increíbles voces de Amy Poehler, Mindy Kalling y Phyllis Smith.

A su favor: animación que te dejará sin aliento, historia fuerte y conmovedora, Bing-bong, la posibilidad de echar un vistazo a la mente de la gente que rodea a Riley.

En su contra: si nos ponemos muy estrictos, un poco de incoherencia narrativa con las emociones propias de las emociones.

Trainwreck (Judd Apatow)

Trainwreck-2015

Y ahora con ustedes, la ganadora de todo lo bueno y divertido que protagonizó muchos de los mejores sketches del 2015: ¡Amy Schumer! Esta talentosa comediante haciendo mancuerna con Judd Apatow sólo pudo  haber resultado en una ingeniosa (y un poco cursi) comedia romántica que gira en torno a una veinteañera, sin orden ni control en su vida, que conoce a un honesto y simpático doctor deportivo. Es imposible no disfrutar un filme constituido por Bill Hader, Tilda Swinton y Amy Schumer.

A su favor:  gran cast, excelente uso del humor negro, frescura para un género muy viciado.

En su contra: el final es tan predecible y estereotípico de las comedias románticas que se contrapone con toda la historia inicial.

Spy (Paul Feig)

spy-poster-2015-HD-wallpaper

Cuando se trata de una película de Melissa McCarthy yo siempre soy el primero en salir corriendo a la sala de cine porque la considero una excelente actriz. Algo que demuestra con creces en esta divertida comedia de Paul Feig que centra todos sus esfuerzos en realizar una parodia inteligente de las películas de espías.

A su favor:  La excelente Rose Byrne interpreta uno de los mejores papeles de su carrera como la encantadora villana Rayna. Imperdible.

En su contra: Conozco a muchas personas que no les cae bien Melissa McCarthy y su tipo de comedia, ese creo que sería su único punto en contra.

The Martian (Ridley Scott)

The-Martian-Movie-Trailer-Not-Science-Fiction-Its-Science

Creo que no hay persona más talentosa y con visión para la ciencia ficción como lo es Ridley Scott. Por ello, cuando me enteré que iba a dirigir la fabulosa novela de Andy Weir, ‘The Martian’, no pude evitar emocionarme muchísimo porque no podría haber quedado en mejor manos. En efecto, esta historia en las manos de dicho director es toda una agradable sorpresa, llena de impresionantes momentos que hacen homenaje a uno de los mejores libros del 2011.

A su favor:  excelente adaptación del libro, buena selección del cast, es una película que te atrapa de inicio a fin.

En su contra: la actuación de Matt Damon puede interpretarse como un poco forzada.

The Last Five Years (Richard LaGravenese)

tlfy-banner

Filme adaptado de la obra músical con el mismo nombre. Narra los 5 años de duración de la relación entre Jamie y Cathy por medio de canciones y una técnica interesante dónde la historia de cada uno es contada de diferente forma: la de Jamie parte del inicio de su relación, mientras que la de Cathy sucede desde el final.  Esencial para los fans de los musicales.

A su favor: la forma en que la película está hecha favorece una historia muy dinámica, las canciones son excelentes, es muy sencillo empatizar con los personajes.

En su contra: al ser una película contada (en su mayoría) por medio de puras canciones puede resultar fastidiosa para los cinéfilos que no gustan de los musicales. Evítala si no te gusta Anna Kendrick.

Welcome To Me (Shira Piven)

welcome-to-me

Una de esas joyitas indies que pasaron desapercibidas el año pasado. Cuenta la historia de Alice, una chica que, al ganar la lotería, deja de tomar sus medicamentos psiquiatricos y decide comprar su propio Talk Show. Es diferente y cuenta con un cast impresionante liderado por Kristen Wiig. Recomendada para todos los amantes de las dramedies indies.

A su favor: Kristen Wiig, la comedia inteligente, la idea original.

En su contra: por su formato puede que no llame la atención de muchas personas.

Así que ahí las tienen, una selección variada de películas para todo cinéfilo que guste de conocer cosas nuevas y divertirse con lo que va a ver al cine.

¿Cuáles fueron sus favoritas del 2015? ¿Tienen alguna recomendación para mí? No dejen de compartirme sus ideas en los comentarios.