Archivo de la etiqueta: Man Seeking Woman

Las mejores 15 series nuevas del 2015.

Llega el fin de otro año y, con él, la recapitulación de lo mejor (en mi opinión) que hemos tenido el gusto de disfrutar en cine y televisión. Sin lugar a dudas, y según mi conteo de este año, Netflix arrasó con la terna de historias únicas y dignas de contar. Si por mi fuera yo estaría encantado de ver series hechas por esta casa productora todo el tiempo.

Este año, la televisión se encargó de darnos historias profundas con calidad cinematográfica que centraron su perspectiva en los personajes y su desarrollo dentro de los contextos de cada narrativa. Así, nos topamos con superheroínas, hermanos vengativos, personas unidas por un link psíquico, mujeres azoradas por cultos apocalípticos, hombres solteros viviendo en su propio mundo de fantasía y familias en caos.

Lo he dicho antes y lo reitero, creo que estamos viviendo en la época dorada de la televisión. A continuación mi conteo de las mejores nuevas series de este año.

15) Quantico (ABC)

QUANTICO - "Quantico" stars Priyanka Chopra as Alex, Dougray Scott as Liam, Jake McLaughlin as Ryan, Aunjanue Ellis as Miranda, Yasmine Al Massri as Nimah, Johanna Braddy as Shelby, Tate Ellington as Simon Asher and Graham Rogers as Caleb Haas. (ABC/Craig Sjodin) DOUGRAY SCOTT, AUNJANUE ELLIS, PRIYANKA CHOPRA, JAKE MCLAUGHLIN, JOHANNA BRADDY, GRAHAM ROGERS, YASMINE AL MASSRI, TATE ELLINGTON

Hace poco escribía que lo que hacía de esta serie tan interesante era su combinación entre ‘Grey’s Anatomy’ y ’24’. Ahora que ya llegamos al mid season finale, lo vuelvo a reiterar. Para todos los que son amantes de los dramas telenovelezcos y los finales de tuerca (in)esperados esta es su serie. Es interesante, pero un poco sobrecargada de elementos.

14) Supergirl (CBS)

supergirl6

No es coincidencia que el carisma de Melissa Benoist en conjunto con un gran casting e historias pertinentes hagan de esta serie una de las grandes revelaciones del año. Es una propuesta llena de corazón, acción y feminismo (un poco forzado). Kara Danvers llegó para quedarse.

13) Grace And Frankie (Netflix)

graceandfrankie_posters_20141004

Quién diga que Lily Tomlin y Jane Fonda ya no están en edad para actuar se habrán quedado con la boca cerrada cuando esta joya de Netflix llegó a nosotros en el verano. Nada es más refrescante que ver a este par de estrellas lucir sus dotes de comedia en una serie que se centra en la vida amorosa de dos mujeres separadas. Es deliciosa y se encarga de ilustrar a la tercera edad de manera respetuosa y muy adecuada.

12) Between (Netflix)

Between

De las pocas series que dicha casa productora decidió estrenar un capítulo por semana en lugar de la temporada completa. Una decisión que, debido al formato y la narrativa de la historia, fue más que acertada. Jennette McCurdy (iCarly) brilla como Wiley, una adolescente que tiene que enfrentar un inminente apocalipsis en su pequeño pueblo cuando todas las personas mayores a 25 años comienzan a morir repentinamente. Muy recomendada para los amantes de las historias apocalípticas y de epidemias.

11) Ash Vs Evil Dead (Starz)

ashcs

Ash regresa a combatir al Evil Dead que tanto lo hizo famoso en las B-Movies de los 80s, sólo que esta vez no está solo. Si eres fan de la saga de Evil Dead y la mezcla inteligente entre el horror/gore y la comedia, entonces esta serie es para ti. La presencia de la maravillosa Lucy Lawless es un plus.

10) Master Of None (Netflix)

Master-of-None

He de ser muy sincero, no soy fan de Aziz Ansari. Su comedia me parece muy simple y no he visto ninguna actuación (contando la de esta serie) que no salga de hacer una representación fiel de si mismo. Sin embargo, aún sabiendo eso, no puedo negar que esta es una serie hecha con el corazón. Muy pocas producciones de este año se atrevieron a hablar tanto de los problemas de género y raza a los que nos enfrentamos en la actualidad como lo hicieron Ansari y compañía. La historia de amor que se desarrolla en la temporada es simplemente deliciosa también.

9) Humans (Channel 4)

humans-amc

Como fan recalcitrante de la ciencia ficción, comencé a ver esta serie con muchas dudas -siento que la representación de inteligencia artificial no ha logrado salir bien parada en televisión-. Sin embargo, y para mi gusto, me encontré con una propuesta, sí, un tanto reciclada, pero bien contada. La rebelión de las máquinas ha sido un temor recalcitrante en las sociedades modernas -y sus correspondientes representaciones en el cine lo avalan-, y esta serie no se escapa al tratar de reflejar esta idea también. Lo que la hace única es la perspectiva de ambivalencia que le otorga a todos los personajes, creando historias profundas y alejándose de la ya tan conocida dicotomía de humano/maquina.

8) Togetherness (HBO)

hbo-s-togetherness-reveals-more-series-issues

Si hay algo que le debo reconocer a HBO es la calidad y tiempo que dedican sus series a retratar personas reales, con defectos, virtudes y voz propia. Alguna vez leí que esta historia es el equivalente de ‘Girls’ que se sitúa en Los Angeles y donde la historia recae en una familia disfuncional y no en un grupo de mujeres veinteañeras. Es la oda a los first world problems que todos amamos vernos identificados.

7) Unbreakable Kimmy Schmidt (Netlfix)

UNBREAKABLE-KIMMY-SCHMIDT2

Desde que Ellie Kemper hizo su participación en ‘The Office’ terminé enamorado de esta divertida chica pelirroja que se distinguía por tener siempre una sonrisa en la cara. Como Kimmy Schmidt no se queda atrás. Con este personaje nos logra transmitir a gran escala, y con un gran sentido del humor, lo que significa ser mujer en el siglo 21 -aunque debo admitir con el dolor de mi alma que muchos argumentos rozan en el hembrismo-. Enormemente disfrutable, con un cast perfecto y la participación de numerosas estrellas con papeles inolvidables.

6) Bloodline (Netflix)

netflix-bloodline-banner

Muy pocas veces me he topado con dramas construidos de tal manera en que no pueden quedar cabos sueltos y todo lo que sucede dentro de la historia tiene sentido absoluto (Breaking Bad, anyone?) como con ‘Bloodline’. Resulta desgarrador ver las dinámicas perjudiciales que una familia es capaz de perpetuar con tal de mantener el orden y la paz. Brutal.

5) Man Seeking Woman (FXX)

XOBT47os

Otra de las grandes sorpresas del año. Una historia de amor contada a través de la mente de Josh (Jay Baruchel), un protagonista con imaginación vívida donde una cita con un trol, o un robot (en su defecto) son totalmente plausibles con tal de dar argumentos en favor -y en contra- de lo que significa tener citas en la actualidad. Fans del humor negro y secuencias oníricas, este es su momento.

4) Jessica Jones (Netflix)

maxresdefault

De todas las series dentro de este conteo creo que con ésta fue con la que me quedé más tiempo pensando. Me parece sencillamente increíble la dedicación que Melissa Rosenberg (ex alumna de Breaking Bad) perfiló una historia donde se tratara con tanta madurez el tema del consentimiento, la política sobre los cuerpos y el empoderamiento femenino. Todo en los ojos de una investigadora privada que resulta tener superpoderes.

3) Crazy ex-Girlfriend (The CW)

CW_Crazy_Ex_eCards_3a-5089

Una serie musical que trata los devenires de una mujer (con graves problemas de ansiedad) que no es capaz de dejar atrás a su ex-novio con tal de buscar un punto intermedio en el caos que significa su vida. Definitivamente Rachel Bloom se lleva todas mis palmas por plasmar una historia tan única donde la música y el humor negro se mezclan naturalmente.

2) Another Period (Comedy Central)

cast

Un programa situado en la aristocracia estadounidense de 1905 narrado como si fuera un reality show y protagonizado, creado y escrito por dos de las comediantes más originales de la actualidad: Natasha Leggero y Riki Lindhome, ¿mencioné que Christina Hendricks hace el papel de una mucama que quiere convertirse en la dueña de la mansión?

1) Sense8 (Netflix)

sense8-cast-characters

La serie que me dejó pasmado por semanas, que me hizo pasar por todo el abanico de emociones en 13 capítulos, que me emocionó por meses y que me llevó a analizar todo lo sucedido a lo largo de la historia repetidas veces. Sense8 sin duda se llevó el primer lugar de este año no sólo por su increíble narrativa -y maravillosa edición- sino por la dedicación y el corazón impresos tanto en sus personajes como en la historia. Un must para todos los amantes de la ciencia ficción.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

TV and the new depiction of masculinity.

It’s true, we’re really living on the golden age of television. A golden age where we’re able to enjoy new ways of telling stories and where we can take pleasure on a certain variety  of alternative platforms to binge-watch our favorite show, or even get to know  their very own stellar productions (such as Netflix, Hulu or Amazon), and yet, nothing has drawn more my attention  than an interesting development on  characterisation of masculinity upon  male protagonists.

Nowadays, we’re more than wont  to have an stereotipical male figure on TV and films that will gladly shove down our throats his socially constructed ideas of what it really is to be man; let’s make a list of all them, shall we? A man has to be strong, powerful and dauntless, he also has to provide for his family (mostly for his selfless wife) and never (at all cost) shed a single tear  for nothing and no one. A dude with this ideals will always have the power to overcome any problem without showing neither harm nor weakness. He will always be a manly man.

Fortunately, we’re kicking off a new era, one where this stereotipic ideas are really worn out. You just have to turn the TV on to come across a whole new badge of glorious male characters depicting a new way to see masculinity. From Catastrophe to Kevin From Work, from Man Seeking Woman to Master Of None, even You’re The Worst, all acting out new ideals, breaking paradigms and demolishing old preconceptions of manhood.

The men depicted on this shows are not afraid to show his feelings (what a travesty!) and, above all, they’re used to talk about them (double travesty!), they’re also allowed to feel vulnerable and to show this side of their being without remorse or self-deprecation (The travesty apocalypse is upon us!).

600x600bb-85

 We get to see how a sensitive guy as Rob cares so much about pregnant girflriend Sharon’s feelings in spite her constant and utter denial of it on Catastrophe. The same thing happens on Man Seeking Woman, when main character Josh fantasies on meeting the perfect girl for him even though his heart is completely broken after his girlfriend left him for another guy. Even Jimmy, from You’re The Worst, has to show his true colors as he is being supportive when his girlfriend Gretchen falls through the black hole of clinical depression.

It really is a delight to come across such enlightning, enthralling and enriching new ways of portraying masculinity. We’re not empty vessels ready to be filled up in real life. Us men should, and must look for, and look up, another masculinities. Those that really defy our way to see life.

screen_shot_20150624_at_3.56.44_pm.png.CROP.promo-mediumlarge

That’s why I, for one, was more  than excited to welcome Kevin’s best friend, Brian, crying his heart out for the loss of the girl he thought was his true love on Kevin From Work and, even better, having an enthralling chat about his feelings, that doesn’t seem contrived at all, with his best friend while drinking some tea. Before this, I was really starting to worry that we’re going to be cursed with the perpetual, and godawful idea, of portraying men as a nonchalant non-crying Rambos.

I even get more excited when I stumble upon Dev, from Master Of None, trying to understand the way his girlfriend felt when she was mistreated by his boss after being totally polite to him. In fact, Aziz Ansari (creator and main character of the show) takes his time to tackle the clear differences between the inequal ways society treats men and women as a main theme on one episode of season one.

Master-of-None-Poster-629x360

So yes, I do know we will always have Rambos, Terminators and Conans The Barbarians to look up when its needed, but they’re not the only (and necessary) depiction of masculinity that the world needs. They’re the ones that the world want us to be.

Men in real life do have feelings in spite all the constant reminders, and reproachs, to not doing it so. Role models are everywhere too, we just have to look for those that matches with our way of seeing things and not by the ones who are trying to define us.

 

Deconstruyendo el Apocalipsis de género en ‘Unbreakable Kimmy Schmidt’ y ‘Last Man on Earth’

Con la llegada de la primavera nos deleitamos con el estreno de nuevas, y espectaculares, series en las diferentes plataformas a las que los televidentes contamos acceso. Entre ellas se encuentran dos propuestas que brillan por su excelencia narrativa pero se quedan en el camino al tratar temas de género. Estoy hablando de las magníficas : ‘Unbreakable Kimmy Schmidt’ y ‘Last Man On Earth’.

Ambas series cuentan con premisas interesantes que comparten ciertas características: la primera gira alrededor de Kimmy, una sobreviviente de un culto apocalíptico que tiene que aprender a vivir en la sociedad moderna después de años de cautiverio. La segunda se centra en Phil, un sobreviviente del Apocalipsis que tiene que aprender a vivir creyendo que es el único hombre vivo en el planeta.

Con una mano en la cintura puedo asegurar que son el par de series más originales que se han estrenado en lo que va del año y, sin lugar a dudas, de mis favoritas. Sin embargo, encuentro terribles problemas en la construcción de género en ambas que, si bien no les resta ese toque de originalidad, perjudica la perspectiva que quieren ofrecer. En ambas existe un profundo problema para representar la dualidad entre hombres y mujeres. En ambas se reduce al género opuesto a una serie de características estereotípicas que, en la actualidad, resultan obsoletas.

Por un lado tenemos a los hombres que rodean a Kimmy en ‘Unbreakable Kimmy Schmidt’,  divididos en dos bandos: el grupo de los misóginos, manipuladores y egocéntricos, y el de los estúpidos, que no tienen forma de articular una palabra sin ridículos. Los creadores de la serie se esfuerzan en reducir al género masculino a un grupo de seres neandertales incapaces de dialogar ni manifestar simpatía alguna.

unbreakable-kimmy-schmidt-dong

Normalmente acostumbro a celebrar cuando una serie toma las riendas de su discurso para expresar las enormes desventajas de género a las que nos encontramos sometidos en el mundo actual. Sin embargo, me parece que ésta-en su intento por ser feminista- se pierde en el diálogo  hembrista. Es claro que los personajes femeninos están perfectamente construidos (lo cuál me da muchísimo gusto), pero los masculinos se quedan muy atrás en el camino.

Por otro, tenemos a las mujeres que rodean a Phil en ‘The Last Man On Earth’, divididas también en dos bandos: el de la mujer histérica, terca, celosa y con OCD, y el grupo de la escultural muchacha que su única motivación es tener sexo. Con esto, los escritores se encierran en un universo diegético donde sólo existen los blancos y negros y no una colorimetría de género intermedia.

The_Last_Man_On_Earth_Melissa_Will_Carol_SFW

Algo que me entristeció en demasía, ya que la premisa de la serie daba mucho para poder experimentar con nuevas construcciones de género. Sin embargo, termina por caer en la salida fácil al complacer a lo que ellos creen que debe ser su público meta: uno muy masculino.

Con el surgimiento de estos discursos es más que claro que nos encontramos en una era donde la batalla entre géneros es inevitable. En lugar de tratar de buscar una igualdad, los mensajes terminan por caer en lugares cómodos y perspectivas anticuadas. Algo que muy pocas (pero efectivas) series han logrado hacer.

Tomemos como ejemplo a dos series muy actuales que funcionan como perfecto contrapunto narrativo en relación a  las ya mencionadas: ‘Parks and Recreation’ y ‘Man Seeking Woman’. Ambas presentan una intrincada construcción de género entre sus personajes.

La primera se distingue por presentar uno de los discursos más positivos de la televisión actual: nada es imposible. En ella podemos gozar de personajes femeninos empoderados (Leslie Knope, Ann Perkins, April Ludgate), con capacidad de tomar decisiones por si mismos y sin la necesidad de mostrar partes de su cuerpo para ser sensuales. Algo parecido sucede con los personajes masculinos: son individuos que no se sienten amenazados por sus compañeras de trabajo, y de vida, hombres (como Ben Wyatt y Ron Swanson) capaces de gozar su masculinidad sin dejar de lado su lado sensible.

parks-and-rec-cake-png

La segunda tiene todos los elementos para escaparse por la salida fácil y caer en la comedia simplona donde las mujeres no funcionan más que como objetos cosificados capaces de satisfacer al protagonista y no es así. Josh (el protagonista) se encuentra en la búsqueda del amor de su vida y, en medio de su trayecto, se encuentra con una serie de mujeres construidas de una forma trascendental, que afectan directa, e indirectamente, la vida de él. No son sólo personajes de fondo, son mujeres con voces, con sueños y decisiones de vida, como su hermana Liz.

web_cast_detail_series_dktp_brittlower_msw

Todo sería diferente si Kimmy se encontrara en su camino con figuras masculinas como Ron Swanson, capaces de apoyarla en su trayecto sin sentirse intimidados por su seguridad. Sería maravilloso si Phil se encontrara con figuras femeninas como Leslie Knope, capaces de apoyarlo en sus decisiones de vida sin saltar a conclusiones sin fundamentos.

En la televisión actual nos hacen falta más Liz’s, Leslies, Ron’s y Josh’s que nos recuerden lo complejas que son las relaciones de género, pero sobretodo, lo coloridas (y tridimensionales) que son las personas que las conforman.

Hombre busca mujer y falla en el intento.

Actualmente existe una increíble variedad de series con ideas y propuestas muy originales. Desde historias que giran alrededor de un grupo de clones, hasta la vida de una mujer trans que no tiene el valor para ser sincera con su familia.

Dentro de este amplio espectro se encuentra la innovadora ‘Man Seeking Woman’, una comedia con una idea simple, y una estructura narrativa diferente, que llegó para tratar de (re) definir el modo de ver sitcoms románticas.

La historia gira alrededor de Josh (un maravilloso Jay Baruchel), un muchacho en sus veintes que acaba de terminar una relación de muchos años con su novia y no sabe cómo volver a entrar al mundo de las citas. La premisa es tan sencilla que, en otras manos, esta podría ser otra propuesta más de “hombre busca mujer, hombre y mujer se enamoran, hombre y mujer se casan”. Sin embargo, y gracias a las técnicas narrativas que utiliza, sucede todo lo contrario.

Man_Seeking_Woman_69448

Sus creadores hacen uso de la imaginación, y momentos clichés, para hablar de los problemas amorosos por los que cualquier persona, en sus 20s, vive actualmente. La maravilla de esta serie es lo profundamente literal (y sarcástica) que puede llegar a ser. Así, vemos convertidas situaciones de la vida diaria en enormes exageraciones y mofas de si mismas.

De esa forma, vemos cómo Josh es emparejado en una primera cita con una troll, o cómo su madre lo mantiene captivo en un cuarto de torturas para poder obtener información de su última cita. Los personajes y sus acciones pasan de ser reflejos de una ansiedad persistente en la juventud a ser una burla constante de la superficialidad de la sociedad.

Lo que ‘Man Seeking Woman’ intenta de plasmar con cada capítulo es tratar de quitarnos toda la presión social que cargamos diariamente y aligerarnos un poco el paso; las primeras citas no deben ser perfectas, las madres pueden ser sofocantes y aún así podemos amarlas, las citas a ciegas no son tan incómodas cómo parecen e, incluso, una ‘one night stand’ no es tan impresionante como la pintan.

man_seeking_woman

Sin duda esta serie, junto con ‘You’re The Worst’, comienza a construir un nuevo panorama en sitcmos románticas. Donde el amor se encuentra presente, en menor medida, mientras que la literalidad y el humor negro son cómplices inherentes, y esenciales, del mismo. Algo que, a mi parecer,  se debió de haber abordado desde hace mucho tiempo.