Archivo de la etiqueta: Transparent

Visibilidad y producción de sentido en el cine con actores y actrices transgénero

Si tienes conexión a internet y has estado al tanto de las últimas noticias del mundo de la cultura pop, sabrás sobre las últimas noticias de la contratación y consecuente rechazo de Scarlett Johansson para retratar a un hombre transgénero en la película de Rub & Tug . Seguro te estarás preguntando ¿Por qué la gente y los medios están haciendo tanto escándalo por algo que parece ser tan sencillo y simple como la representación de un personaje en manos de una actriz que se dedica a hacer eso? ¡No temas! Que yo estoy aquí para explicarte.

Antes de meterme de lleno en el tema, me gustaría primero hacer una pequeña pausa y hablar un poco sobre la performatividad y la creación de sentido como preámbulo explicatorio. Como todos sabemos, el lenguaje es la forma más inmediata  y sencilla con la que los seres humanos nos comunicamos, al intercambiar ideas por medio de un sistema de formas y símbolos compartidos.  Cuando decimos algo, sabemos que el receptor nos va a entender porque esperamos que cuente con la misma estructura simbólica y de procesamiento de formas simbólicas que nosotros. Al comunicarnos, estamos produciendo sentido.

¿A qué me refiero con producir sentido? Esto hace referencia al proceso que realizamos al transformar y adaptar una idea en nuestra mente en una frase u oración que tenga sentido y coherencia para que el otro pueda entenderlo al momento de recibirla, sin necesidad de contar información extra. En cierto modo, al producir sentido estamos creando una realidad; y precisamente de esto se trata la performatividad, cuando enunciamos y nombramos algo, lo volvemos real.

Una manzana no es una manzana en nuestra mente hasta que la llamamos de esa forma, de la misma manera,  una persona transgénero no es transgénero hasta que la nombramos, hasta que le damos sentido y significado en nuestra mente. El proceso de nombrar a algo o alguien no solo crea sentido, sino que visibiliza lo que nuestra conciencia no había considerado o tomado en cuenta en cuanto a formas simbólicas se refiere. La performatividad es, en esencia, la representación de la realidad.

Es por ello que creo que la idea de la performatividad se adecua a la perfección a la hora de tratar de entender a las políticas de identidad y los problemas subsecuentes con los que se está topando Hollywood  con ellas. El cine, al ser también un lenguaje, está destinado a producir sentido y crear realidades al nombrar lo que está poniendo y representando en pantalla.

En la actualidad existe una gran variedad de actores y actrices transgénero capaces de dar vida a cualquier papel que se les requiera ya  los que ni siquiera se les está considerando para hacerlo. También existe todo este grupo de actores y actrices cisgénero a los que se les están dando aquellas oportunidades y a los que se les están otorgando papeles de personajes transgénero sin dudarlo, muchos de ellos aplaudidos, reconocidos como personas valientes y merecedores de diversos premios por ello.

Si a los actores y actrices transgénero no se les está brindando las oportunidades necesarias para aparecer en alguna película o interpretar cualquier papel, ¿por qué ni siquiera se les está considerando a la hora de realizar audiciones para un papel de un personaje transgénero? En un ambiente sobrepoblado por hombres heterosexuales que son representados una y otra vez en diversos filmes por actores cisgénero, debería de haber también cabida de las voces trans para participar en los espacios y tomar los papeles que se les han estado negando.

Lo que Hollywood hace al darle el papel de un hombre transgénero a una actriz que no lo es, es producir sentido y crear una realidad. Con ello, las grandes casas productoras están enunciando explícitamente que las voces diversas no existen y, por lo tanto, son invisibles y no tienen cabida en el medio. Por supuesto que una actriz como Scarlett Johansson puede interpretar un personaje transgénero sin lugar a dudas, pero ese no es el problema. El verdadero problema es el rechazo e invisibilización sistemática de la diversidad en el medio al desaparecer las voces trans.

Seguro estarás preguntándote —y lo digo porque he leído este tipo de argumentos numerosas veces— “¿Entonces qué sucede con los actores y actrices digamos, caníbales, que no fueron considerados para el papel de Hannibal Lecter en Silence Of The Lambs o las amas de casa que no buscaron a la hora de contratar actrices para The Stepford Wives?” Yo te respondería que una cosa no tiene nada que ver con la otra, porque  1) como suele pasar mucho actualmente, estás confundiendo estilo de vida con identidad de género,  mientras la primera se decide, la segunda es algo con lo que se nace y 2) ni los caníbales, ni las amas de casa han sido catalogadas como un género cinematográfico ni han sido sistemáticamente utilizadas como herramientas narrativas a la disposición de un actor o actriz que en busca de “intepretar un papel valiente”.

Por ello, resulta importante y muy relevante celebrar los avances que la televisión ha comenzando a lograr con series como el nuevo proyecto de Ryan Murphy,  Pose, que cuenta con el cast más grande de personas transgénero en la historia de la televisión, o Transparent —a pesar del casting de Jeffrey Tambor como una mujer transgénero— que le ha otorgado grandes papeles de personajes transgénero a actrices transgénero o Sense8, una de las primeras series en darle a una actriz transgénero un papel protagónico, o la más reciente noticia de Supergirl, la cual contará una superheroína abiertamente transgénero, interpretada por una actriz transgénero en su siguiente temporada.

La representación  es importante, sobre todo cuando se trata de un medio y un lenguaje que crea y produce sentido con cada producto que lanza al mercado, como lo es el cine. Si el entorno social donde nos desarrollamos está lleno de diversidad y voces alternantes, resultaría coherente ver eso reflejado en la pantalla grande por personas que lo viven día a día en carne propia, no solo por la capacidad que tienen de incluir su experiencia en su interpretación, sino que también porque ya es hora de que comiencen a habitar los espacios e intepretar los papeles que sistemáticamente les han sido negados una y otra vez.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las 18 mejores series del 2016, parte 1

Creo que si hay algo en lo que todos podemos estar de acuerdo es que el 2016 no fue un gran año para nadie. Entre las elecciones de Estados Unidos, la violenta guerra en Siria y el incremento en los crimenes de odio de nuestro país, no hubo mejor escape que una buena serie de televisión que nos ayudara a vivir en un mundofuera de control.

Por eso -y porque francamente este fue un año muy malo para el cine también- agradezco haber podido disfrutar de increíbles historias que me acompañaron a lo largo del año en la televisión. Series que se atrevieron a ir más allá representando personajes poco comunes en el mundo del espectáculo, pero presentes en todos los aspectos de nuestra vida.

A continuación, un listado de las que yo creo que fueron las mejores series -nuevas y viejas- del 2016.

18 Supergirl The CW, segunda temporada.

Resultado de imagen para supergirl temporada 2

Para la segunda temporada, esta increíble serie que gira alrededor de las aventuras de la Kryptoniana con superpoderes, Kara Zor-El, mudó sus extraordinarios personajes e historias de la CBS a The CW, donde fue recibida con los brazos abiertos y con un enorme hueco debido a la partida de Calista Flockhart.

Este cambio le dio a la serie un cambio de 180 grados y la benefició enormemente. No solo tuvimos la oportunidad de tener otro magnífico personaje queer (SPOILERS, es Alex) sino que pudimos también disfrutar por dos gloriosos capítulos a la mejor representación de Superman que hemos visto en los últimos años, intepretado a la perfección por Tyler Hoechlin.

Esta temporada también nos trajo a Miss Martian, Mon-El y el enorme crossover con The Flash, Arrow y Legends of Tomorrow. Si hay un canal que sabe de fanservice es The CW, sin duda alguna.

17 People of Earth TBS, primera temporada.

Imagen relacionada

Hoy en día, y debido a los ajustes de presupuesto y el incremento de historias genéricas e intercambiables en televisión, muy pocos canales se atreven a crear series de sci-fi. Por eso, resulta refrescante que aún haya canales que se atrevan a ofrecer una propuesra tan creativa e interesante como lo es People Of Earth.

En ella, seguimos a un grupo de personas – o experiencers como se hacen llamar- que comparten la experiencia de haber experimentado de primera mano una abducción extraterrestre y haber sobrevivido para contarlo.

El giro interesante de la serie radica en la forma en que el programa trata a sus personajes y desglosa su narrativa, no como un grupo de individuos locos, sino como una serie de personas, con una historia compleja de fondo, a quienes su experiencia de contacto del primer tipo con extraterrestres (spoiler alert) sí es real.

16 Orange is the New Black Netflix, cuarta temporada.

Resultado de imagen para orange is the new black season 4

Esta temporada, sin lugar a dudas, es el mejor ejemplo de cómo desarrollar correctamente diferentes arcos argumentales de una serie de personajes sin perder de vista el verdadero objetivo de la serie: humanizar a las olvidadas.

Lo que resulta más interesante de esta cuarta temporada es la forma en que la historia nos permite entender a los personajes y al crecimiento que han tenido desde la primera. Estas chicas ya no son un grupo de relegadas solamente también representan las voces de todas las personas que alguna vez han sido discriminadas y han sido invisibilizadas.

En esta época, y con lo que está sucediendo en todo el mundo, se sienten mucho más poderosas,  personales y actuales las experiencias que las presas de Litchfield tienen que vivir todos los días.

15 The Detour TBS, primera temporada.

Resultado de imagen para The detour tbs

2016 fue un gran año para TBS y su amplia variedad en series nuevas, y The Detour no fue la excepción. Este programa toma los mejores aspectos de una road movie y los mezcla con una dosis alta de humor negro y una fuerte crítica a la sociedad (en particular a la estadounidense) y su capacidad de mantener dobles discursos en favor del beneficio propio.

La serie sigue las aventuras de la familia Parker en su afán de cruzar el país para vivir el viaje familiar que todos, por alguna u otra razón, necesitan tener. Imperdible y ligera, perfecta para una sesión corta de binge-watch.

14 Sweet/Vicious MTV, primera temporada.

Resultado de imagen para sweet/vicious

Después de que Jessica Jones llegara en 2015 a visibilizar y romper todos los tabúes alrededor del consentimiento y el poder que tiene el hombre sobre el cuerpo de la mujer, era cosa de tiempo para que apareciera otra serie que hiciera lo mismo y con la misma asertividad y profundidad como Sweet/Vicious.

Hoy en día resulta muy natural (y preocupante) toparse en las noticias con otro feminicidio, o de enterarse de la historia de una chica que fue violada o incluso encontrarse con actos de violencia y sexismo.

Por ello resulta muy refrescante ver series, como ésta, donde nos muestran a un par de mujeres determinadas que dedican su tiempo libre a enfrentar y confrontar a los victimarios de mujeres que han sido violentadas, muy a la manera de los “vigilantes” que vemos en los comics -incluso la serie hace la referencia obligada a Batman y Robin en algún momento-.

Series, como esta, que se atreven a desafiar el status quo y a ofrecer una propuesta diferente a lo que estamos acostumbrados a ver son las que pueden ejemplificar a la época de oro que estamos viviendo en la televisión actualmente.

13 Shameless Showtime, séptima temporada.

Resultado de imagen para shameless season 7

Si lo que buscas es una familia disfuncional, y muy complicada, los Gallagher son el mejor ejemplo de ello. Lo que hace sobresaliente a esta temporada es el cambio que la serie decide hacer con sus personajes principales: sacarlos de los lugares comúnes y construir historias mucho más adultas.

12 Transparent Amazon, tercera temporada.

Resultado de imagen para Transparent season 3

Si bien la tercera temporada de esta serie no es tan sorprendente y profunda como lo fue el año pasado con la segunda, las historias profundas y las relaciones complicadas siguen ahí. De la misma forma, esta temporada tiene uno de los mejores capítulos de toda la serie llamado On The Road, y una increíble interpretación de Hand In My Pocket por uno de los protagonistas.

Con un mundo tan bien construido como lo es el de Transparent, es muy fácil perderse entre los Pfefferman, sus inseguridades, sus ambiciones y sus miedos.

11 The Search Party TBS, primera temporada.

Resultado de imagen para The search party tbs

2016 fue un año que dedicó muchas de sus series a tratar el egocentrismo y despreocupación de la generación Millenial, pero ninguna lo aprovechó mejor que The Search Party, un novedoso programa que gira alrededor de 4 jóvenes neoyorkinos y la búsqueda implacable de su amiga desaparecida, Chantal.

En esta serie -otro increíble acierto de TBS- el misterio, la comedia y el drama se combinan con un solo propósito: narrar una simple historia sobre la identidad propia y el propósito de la vida. Algo así como una dramedy existencial con toques de Nancy Drew.

11 Travelers Netflix y Showcase, primera temporada.

Resultado de imagen para Travelers netflix

Hasta la semana pasada, y después de ver a los fiascos que hicieron Timeless Legends Of Tomorrow, ya me había hecho a la idea de que una buena serie de viaje en el tiempo -sin contar a Doctor Who- sería algo muy complicado de lograr. Como siempre, llegó Netflix a callarme la boca.

Travelers gira alrededor de un grupo de 5 personas que viajan del futuro al siglo XXI para tratar de evitar la catástrofe que, consecuentemente, origina el mundo destruido de donde ellos provienen.

La serie no solo logra establecer una mitología bien estructurada en el primer episodio, sino que también, establece, y logra mantener por el resto de la temporada, las reglas para que sus personajes puedan viajar en el tiempo de una forma inteligente y muy plausible. Algo que vale la pena ver en una sesión de bingewatch.

Transgender visibility on Transparent

Warning: This post might have minor spoilers of the third season of Transparent ahead. If you haven’t seen it or don’t want to be spoiled, stop reading.

Just this week Amazon dropped off the new season of its award-winning show Transparent, the amazing serie that revolve around the Pfefferman family’s lives after their father (portrayed by the always magnificent Jeffey Tambor) comes out as a transgender woman named Maura. As you can imagine, this TV show’s main concern has always been to tackle important subjects and themes concerning the transgender community.

If there’s something I must celebrate about this show is its hability to put me through a handful of situations that had made me feel uncomfortable more times than I’m able to admit. For three seasons, Transparent  not only have  singlehandedly managed to confront and transform all my paradigms, ideas and notions -even the ones I didn’t thought I had- about gender identity.

Thus, it didn’t came as a surprise when I felt this way again last night when I was watching  episode 6 of this season: The Open Road. In it, Josh (Jay Duplass), one of the Pfefferman’s siblings, makes a road trip with Maura’s transgender friend, Shea (Trace Lysette), a woman who dances on a strip club as a way of living and with whom he has a crush on.

screenshot_19

Naturally, the road trip rails off the road (pun intended) when Josh manage to singlehandedly insult Shea and make her feel awful after she gets honest with him about being HIV positive, as you can read on the quote below:

Shea: There’s something I need to talk you about.

Josh: Ok.

Shea: Look, I’m totally healthy and it’s really nothing to worry about, but I just have to tell you that I’m HIV positive. I have to. I just don’t want you to find later and hate me or murder me or something.

Josh: Well, we were just kissing, I mean, you can’t get it from kissing, right?

Shea: No, you can’t get it from kissing.

Josh: Ok, I’m not going to murder you, I’m not going to hate you. It’s cool.

Shea: So, are you Ok?

Josh: Yeah.

Shea: I have some condoms in the car.

Josh: Are condoms are like a 100%… they work?

Shea: Look, there’s this pill that pretty much eliminates the chances of you getting it.

Josh: Uhm… Pretty much?

Shea: Well, they’re still researching it.

Josh: Ok, do you have it here? With you?

Shea: No; I don’t have it here. It doesn’t work like that.

Josh: Ok.

Shea: If you want to slow things down… figure out where this is going. Maybe we can go and see a doctor when we come back, to explore this in a long term.

Josh: Long term? It’s just a lot of build up.

Shea: Let’s just go.

Josh: Are you mad?

Shea: Yeah, I’m mad!

Josh: At me? Why?

Shea: Why?

Josh: Yeah! I’m, like, I’ve been totally cool with everything.

Shea: Yeah, you know, you deserve an award. What a hero!

Josh: Ok, you were just about to fuck me and told me that you probably would not give me HIV. I’m not aloud to ask some questions? I’m not aloud to, like, pause? And feel weird?

Shea: Why the fuck did you bring me here?!

Josh: I brought you here because it seemed fun. This is fun.

Shea: Fun?! Like a sex-worker-good-time fun?!

Josh: Ok, now that you mention it, I pay for all of this.

Shea: Fuck you, Josh! You needed a fucking date to go tell your son his mother kill herself? I see right through you and I’m not your fucking adventure! I’m a person! I’m not your fucking adventure!

This particular scene kept me awestruck not only by its raw bluntness but also by what really lies beneath this conversation: transgender visibilty and the social imaginary behind transgender people.

Nowadays, most TV shows and films have succesfully managed to introduce some transgender characters into their worlds,  but not for the right reasons. Much of them just have been doing this in order to check their transgender quota and to pat themselves on the back by consider themselves so diverse and inclusive, not for actual representation.

Precisely this week Modern Family ‘s producers made a lot of fuzz when they told several people they were going to have a transgender child playing an important part in an episode. Along came Tom, a transgender boy (who was also known as Tina) who befriends Lily, Cam and Mitchell’s little daughter.

Tom’s important part in the episode was esentially reduced to act, and function, as an example of tolerance and inclusion from this family, He played the part alright, but not only his character hadn’t had lines and no important participation in the story whatosever, he also didn’t have the chance to portray a full-fleshed character. He wasn’t a person.

It’s easy to see when a transgender character it’s added into some story to let people pride themselves about their tolerance and diverse casting, like in this case. These people are all the Joshes that consider themselves to be “totally cool with everything” and expect to receive a badge or recognition for their level of acceptance and their rejection-free conscience when dealing with another human beings.

screenshot_22

And that’s the real problem, they don’t see transgender people  as normal human beings. For them, transgender people are individuals to take care of and to befriend in order to feel good with themselves, when, in reality, they are not their “fucking adventure” to sink their teeth into. Each and every one of them are real persons, with feelings and their own stories to tell.

If Transparent‘s main goal is to make people feel uncomfortable by confronting them with their own realities and the way they understand and transform their life, I’m up for it. It’s really hard to find TV shows that make you question everything you think and thought it was right, and that’s something we must celebrate.

If you want to get a closer look of this particular scene and what the actrees who portrays Shea felt, don’t miss out the fantastic interview Esther Zuckerman made to Trace Lysette for A.V. Club.

Las mejores 15 series pre-2015 con temporada al aire.

Así como este año se distinguió por presentar un puñado de historias nuevas e interesantes, también tuvo su buena dosis de continuidad en las temporadas más recientes de las series que ya habían comenzado antes.

Los creadores y escritores de dichas series se lucieron al mover a sus personajes a territorios nunca antes caminados. Lugares donde las depresiones clínica y post-parto son representadas de la forma más humana posible, donde la bipolaridad no es utilizada como herramienta de mofa sino que funciona como constructo de relevancia importante en la narrativa, donde hay espacio tanto para la egolatría y la ansiedad, donde las decisiones se van de las manos al crear repercusiones catastróficas.

Definitivamente este año fue en el que las series encontraron ese lugar perfecto para hablar del ser humano, sus acciones y adicciones. Aquellas que van más allá del control, y el poder sobre si mismo, para impregnarse en la mente.

A continuación, mi top 15 de las mejores series pre-2015 que tuvieron una temporada este año.

15) Downton Abbey, sexta temporada (ITV)

downtown-abbey-spoilers-on-google

Sin duda alguna, ‘Downton Abbey’ ha logrado acaparar la atención de muchas personas gracias a sus personajes entrañables y su notable (exceso de) drama. Al ser este el último año de la serie, sería poco lógico que sus escritores no se lucieran trayéndonos una historia interesante donde pudiéramos ver el futuro de nuestra familia aristocrática inglesa favorita.

14) New Girl, cuarta temporada (Fox)

New-Girl-Season-4-Promotional-Poster-new-girl-37382916-726-458

Algo que me siempre me ha gustado de esta serie es el excelente sentido del humor que la distingue. Deja ver el profundo cariño que los escritores le tienen al show y lo mucho que se divierten al escribir historias para ellos. Este fue el año en el que Winston se decidió por una profesión, Nick y Jess finalmente siguieron con sus vidas y la infatuación tórrida entre Cece y Schmidt llegó a su punto cúspide. Una gran temporada.

13) Catastrophe, segunda temporada (Channel 4)

Catastrophe_series_2_brought_forward_to_October_as_Channel_4_lines_up_autumn_comedy_bonanza

Debo admitir que no me había percatado de lo mucho que extrañaba a Sharon y Rob hasta que comencé a ver el primer capítulo de su excelente segunda temporada. La cual sigue el mismo formato de la primera: seis capítulos llenos de humor negro que refleja las nuevas formas en las que el amor es entendido y representado hoy en día. En este link pueden encontrar un poco más sobre este tema.

12) Orphan Black, tercera temporada (BBC Canadá)

Orphanblackseason3

No hay nada más delicioso y mejor elaborado que ver a Tatiana Maslany interpretar a 2, 3, o 4 clones (con diferentes personalidades) en una misma escena y no notar que es la misma actriz. La tercera temporada llegó con más expectativas que las que logró cumplir. Sin embargo, logró cubrir las historias de 4 personajes principales, mientras elaboraba una intrincada historia de clones masculinos de fondo, y salió bien librada. Algo que celebro con creces. #CloneClub.

11) It’s Always Sunny In Philadelphia, décima temporada (FXX)

ItsAlwaysSunnySeason10

Una de las series que conocí este año y que, a partir del primer capítulo, me dejó emocionado. Nada es más delicioso que ver a las 5 personas más horribles del mundo elaborar toda clase de planes para salirse con la suya y (casi) nunca lograrlo. Diez temporadas después y la historia no se siente cansada, algo difícil de lograr en una época donde Netflix y Amazon son los reyes de las audiencias y donde la gente tiende a fastidiarse con más facilidad. Con gusto veía otras diez más.

10) Girls, cuarta temporada (HBO)

Girls-Recap-Season-4-HBO-Lena-Dunham

Definitivamente me resulta muy esclarecedor regresar a la vida de Hannah, Marnie, Jessa y Shoshanna. Este cuarteto de mujeres carga más first world problems que una población completa, sin embargo, y de forma extraña, logra evocar un amplio rango de emociones en la audiencia. En momentos resulta frustrante ver lo poco que han cambiado estos cuatro personajes en cuatro temporadas, pero es sumamente redituable ver la delicadeza con la que se construyen en cada capítulo dichos personajes y cómo es posible identificarse con ellas con cualquier insignificancia.

9) Doctor Who, novena temporada (BBC One)

doctor-who-the-magicians-apprentice

Debo reconocer que, después de una desastrosa temporada 8, no pensé que podría volver a enamorarme tanto de esta serie como con la séptima, cuarta o quinta temporada otra vez. Qué equivocado estaba. La novena temporada está tan elegantemente construida y con historias tan perfectas que sería imposible no disfrutarla. Incluso, aún con (en mi opinión) uno de los peores finales de temporada de la serie, puedo asegurar con muchísimo gusto que ‘Doctor Who’ ha encontrado un nuevo camino para seguir y está haciendo todo lo posible para llegar muy lejos. Algo que, si me hubiesen preguntado lo mismo el año pasado, no habría sabido qué responder.

8) Transparent, segunda temporada (Amazon)

transparent-season-2

¡Qué delicia regresar al complicado mundo de los Pfefferman! Aquel donde la unión familiar siempre logra salir bien parada a pesar de la egolatría e inmadurez de todos sus personajes. Me encanta que el viaje que Maura emprende en la temporada pasada sea acompañado por los caminos que le quedan por recorrer a sus hijos y ex-esposa. Sin lugar a dudas, le brinda más profundidad a una serie que, ya de por si, era sumamente densa.

7) Veep, cuarta temporada (HBO)

veep-s4-t

Quien argumente que Julia Louis-Dreyfus es una comediante de poca mota que se quedó atorada en ‘Seinfeld’ entonces no se ha dado la oportunidad de disfrutar de esta gran comedia con tintes políticos de HBO. Que en su cuarta temporada nos lleva (¡Por fin!) a un universo donde Selina Meyer (ex-Veep)  es presidenta de los Estados Unidos y donde, por supuesto, nada sale cómo lo tenía planeado. No importa si no te gustan las series de política, esta historia se lleva las palmas sólo con sus personajes y su ácido humor negro.

6) Silicon Valley, segunda temporada (HBO)

1427358mktpasiliconvalleys2-ka-v12rev2jpg-52a950_1280w

El mundo de la programación y las apps nunca había representado de una forma tan inteligente como en Silicon Valley. Un lugar donde una empresa puede ser rica un día y perder todo el dinero al siguiente segundo al perder su patrocinio que tanto trabajo le había conseguido conseguir. Silicon Valley es, sin duda, mejor cuando pone a sus protagonistas en jaque y los saca de su zona de confort. Algo que la segunda temporada logra maravillosamente.

5) The Affair, segunda temporada (Showtime)

affair2_pr02_blue_portrait2_4c_300-jpg

Creo que, dejando de lado la historia que a todos nos interesa seguir, uno de los mayores atractivos de ‘The Affair’ es el extraordinario uso de la perspectiva como técnica narrativa. Así, en esta segunda temporada no sólo tenemos la versión de la historia de Noah y Allison, sino que ahora también participan Cole y Helen, dándonos suficientes puntos de vista para entender un tema tan complejo como es el de un amorío que, de otra forma, no se podría haber desarrollado adecuadamente.

4) Shameless, quinta temporada (Showtime)

shame1

La historia de la familia Gallagher siempre ha sido increíblemente profunda y sobrecargada de pesimismo con un toque de humor negro. Algo que la quinta temporada logró llevar a cabo con singular facilidad. Así, podemos ver las catastróficas consecuencias ocasionadas por acciones de Fiona en la cuarta temporada, al contrario de Frank, un personaje que parece que nunca logrará madurar, así le vaya bien o mal.

3) Fargo, segunda temporada (FX)

fargo

Aún cuando el formato de esta serie está hecho para funcionar como una antología, la segunda temporada trabaja, más bien, como una precuela de la ya famosa primera temporada, sólo que gira alrededor de otra tragedia en la Minnessota de 1970. Producida por los Coen y actuada a la perfección por la maravillosa Kirsten Dunst, la segunda temporada de Fargo es, sin problemas, una de las grandes revelaciones del año. Cargada con los tintes de humor negro que tanto identifica a los hermanos Coen, una trama intrincada y una dosis necesaria de acción, Fargo demuestra cómo una buena historia puede ser contada en tan sólo 10 capítulos.

2) The Comeback, segunda temporada (HBO)

episode-15-1024

Técnicamente, esta temporada se estrenó en noviembre del 2014, sin embargo terminó de ser transmitida en enero del 2015, y por eso logró un lugar tan privilegiado en esta lista.  No es para más, después de 9 años de estar ausente (el final de la primera temporada se transmitió en 2005), Valerie Cherish regresa a tratar de tener un segundo comeback después de su éxito 9 años antes. Con el usual formato de mochumentary, vemos a una Valerie más madura (tanto en edad como en formas de pensar) que aún busca ser famosa en una industria donde las mujeres adultas no tienen cabida ni entrada. Excelente crítica al monstruo llamado Hollywood e increíblemente protagonizada por la gran Lisa Kudrow.

1) You’re the Worst, segunda temporada (FX)

YOU'RE THE WORST -- Pictured: (L-R) Aya Cash as Gretchen, Chris Geere as Jimmy, Kether Donohue as Lindsay, Desmin Borges as Edgar. CR: Autumn De Wilde/FX
YOU’RE THE WORST — Pictured: (L-R) Aya Cash as Gretchen, Chris Geere as Jimmy, Kether Donohue as Lindsay, Desmin Borges as Edgar. CR: Autumn De Wilde/FX

Si alguien me hubiera dicho el año pasado que esta serie perfilaría a estar en el primer lugar de mi top del 2015 no lo habría creído. Sí, este increíble show tuvo una excelente primera temporada en 2014, sin embargo, en esa época no se trataba así misma con la seriedad que este año plasmó en su segunda temporada. Por supuesto que el primer capítulo comienza con la misma sutileza que el año pasado, pero, para el cuarto episodio, el programa decide tomar un nuevo rumbo que nos lleva a adentrarnos en el complicado mundo de la depresión clínica y las relaciones humanas. Sin duda alguna, podría decir que esta fue la serie que más se arriesgó al contar una historia diferente, llena de corazón y realidad. A pesar de que el final de temporada fue la semana pasada, aún sigo recapitulando, revisitando y recordando las escenas claves de la misma. Imperdible.

Así que aquí lo tienen, un año lleno de historias entrecruzadas que dedicaron sus capítulos a colocar a sus personajes en posiciones incómodas, fuera de su lugar de confort y de la tranquilidad de su vida complaciente. Este fue el año donde se encargaron de darle golpes de realidad a nuestros protagonistas, ese toque de realidad que tanto hacía falta.

Lo mejor de la televisión en el 2014

El 2014 fue, en mi opinión, el año de las historias sencillas y muy personales. Las series hicieron gala de personajes entrañables, situaciones compremetedoras y formatos innovadores. Desde la televisión tradicional hasta las nuevas plataformas de Binge Watching, como Netflix, Amazon o Hulu.

También fue el año de la re-invención en series antiguas. Pudimos ver cómo Jesse rompía con Nick en New Girl, a Caroline y Max crecer su negocio poco a poco en 2 Broke Girls, a Ted quedarse con Robin en How I Met Your Mother o a Hannah aceptar un internado en Ohio en Girls.

Esta entrada es dedicada a lo mejor de la televisión (nuevas series o nuevas temporadas) del año 2014.

10) La última temporada de How I Met Your Mother (CBS)

how-i-met-your-mother-series-finale

La novena, y última, temporada de How I Met Your Mother tuvo una respuesta muy polarizada por parte de su audiencia. Por una parte, estamos el 10% que sí disfrutamos el final y que, de verdad, pensamos que era lo correcto por hacer con los personajes, aunque la narrativa no fue la mejor. Por otra, está el resto del 90% que no lo disfrutaron y que lo consideran uno de los peores finales en la historia de las series.

Cualquiera de las dos posturas en la que decidas participar no podemos negar que la (no tan) sorpresiva decisión de Ted por quedarse con Robin al final creó una enorme controversia entre los fans y eso es algo que se debe reconocer.

09) Gotham (FOX)

971051

Una de las grandes sorpresas de este año. Personalmente -y cómo lo he dicho anteriormente- no soy fanático de las series policíacas donde se encargan de resolver un caso por semana y el arco argumental de fondo se pierde.

Sin embargo, esta serie en particular, logró mantenerme pendiente de todos los capítulos. Los personajes son profundos, los misterios interesantes y el arco argumental (sobretodo) es lo suficientemente grande como para mantener a la serie por si misma.

Un verdadero gusto compartir historias con los residentes de Gotham todas las semanas.

08) Segunda temporada de Orange Is The New Black (Netflix)

Orange_is_the_New_Black_64573

No es un secreto que esta serie es el As bajo la manga de Netflix y, con mucha razón, pocas series se han arriesgado a escribir historias tan honestas como la de Jenji Kohan. En ninguna otra parte he visto que dediquen todo un capítulo a una caza de una gallina y que, aparte, logren crear una analogía con ella.

En esta segunda temporada vemos cómo es que Piper sigue arruinando, poco a poco, su futuro fuera de la cárcel con su toma de decisiones en referencia a Alex, mientras la correccional de mujeres es tomada bajo las manos de la extraordinaria (y sin escrúpulos) Vee.

07) Segunda temporada de In The Flesh (BBC)

5715536-low_res-in-the-flesh

Esta es una serie que considero una de las joyitas más guardadas de la televisión actual. Ubicada en un pequeño de Gran Bretaña, tenemos la historia de Kieren, un zombie homosexual que regresa a la vida gracias a una solución médica. Como consecuencia, tiene que vivir en una sociedad que no tolera a los muertos en vida con conciencia propia.

Lo interesante de esta serie son los temas de suma importancia que trata sin ton ni son: la discriminación, la auto-aceptación y la adolescencia. Todo con una temática zombie de trasfondo y un romance tormentoso. De las pocas series que me hacen llorar capítulo tras capítulo.

Imperdible su final de temporada. De lo mejor que he visto este año.

06) Segunda temporada de Orphan Black (BBC Canadá)

vlcsnap-2014-04-27-02h37m59s2-e1398591595835

No es un secreto que la extraordinaria serie de la BBC Canadá, Orphan Black, es otro diamante embruto de la televisión. La (soberbia) actuación de Tatiana Maslany nos ayuda a introducirnos a un mundo donde Sarah (Maslany) hace hasta lo imposible por cuidar a su hija de las manos de LEDA mientras, al mismo tiempo, trata de entender de dónde vienen ella y sus hermanas  clones.

En esta segunda temporada conocemos un poco más sobre el proyecto LEDA, otro grupo de clones y lo amplio que es el universo científico. Rachel se lleva las palmas por ser la villana más recalcitrante del año.

Otro final de temporada que me dejó boquiabierto.

05) The Affair (Showtime)

bal-dominic-west-showtime-the-affair-adultery-20141010

Debo reconocer que la serie, por si misma, no llamó mi atención con los promos. Sin embargo, y después de leer varias críticas del primer capítulo, decidí darle una oportunidad y ¡qué equivocado estaba! The Affair nos muestra la historia de Alison y Noah, una pareja con sus respectivas familias y concubinos, que deciden tener una aventura el verano que se conocen.

Lo interesante de esta serie no sólo es el formato (contada desde la perspectiva de ambos protagonistas) sino el mensaje discursivo que plantea: no todo es lo que parece y los estereotipos de género no tienen porque definir la historia de cada individuo.

04) Tercera temporada de Girls (HBO)

o-GIRLS-SEASON-3-facebook

Debo aceptarlo, estoy locamente enamorado con el mundo que Lena Dunham creó con sus Girls. Cada uno de sus personajes son tan imperfectos, egocéntricos e impulsivos que es imposible no identificarse con alguno de ellos, ¿cuántos de nosotros no hemos lidiado con nuestros First World Problems de adultos jóvenes en sus veintitantos?

Esta temporada se distingue por mostrarnos un poco más el M.O. de cada personaje por separado, al mismo tiempo que vemos cómo la dinámica grupal de las chicas se modifica radicalmente con el paso de la serie.

Uno de los programas con personajes más sinceros e historias fuertes.

03) Looking (HBO)

Looking-Keyart-Title-LB-1

Algunos aseguran que esta nueva serie de HBO es la contraparte masculina (y homosexual) de Girls, Yo diría, más bien, que toma prestado el formato pero trata los temas totalmente diferente.

En ella, podemos ver la historia de un grupo de amigos homosexuales que vive en la ciudad de San Francisco. Ellos, como cualquier otro hombre en sus veintitantos, lidia con problemas de trabajo, amistad y amor.

Vale la pena darse una vuelta por los capítulos y perderse entre los diálogos, algo que distingue esta serie de todas las demás.

02)You’re The Worst (FX)

6a00d8341bfb1653ef01b8d08a106b970c

Si hubiera realizado esta entrada hace una semana, tengan por seguro que esta serie no hubiera estado presente de ninguna forma. Sin embargo, hace poco la descubrí y me quedé enamorado con ella.

Para una persona que es fan de las Rom-Coms (Como yo) resulta muy refrescante encontrarte con series que buscan innovar con el formato y narrativa de sus series. Aquí, tenemos una historia de amor contada sin los típicos tropes que el resto de las series románticas hacen gala.

Los personajes son complejos y bien construidos, de manera que sus motivaciones no giran alrededor del amor nada más. Al contrario, tratan de evitar cualquier situación romántica por todos los medios, creando una historia sincera y diferente a lo que se ve en la televisión actual.

01) Transparent (Amazon)

140924-transparent-2836_272be6511299f0dc9ce8a6d23c2a1bce

La mejor propuesta (a mí parecer) televisiva de los últimos años. Nos cuenta la historia de Mort (ahora Maura) un hombre que se acepta como mujer mientras busca la manera de explicárselo a su familia e hijos.

El formato que utiliza me recuerda mucho a Girls y Looking, sin embargo, la fotografía es soberbia. La historia es arriesgada y muy honesta. Los personajes son tan imperfectos que rayan en lo ridículo, lo cual la hace más sincera.

Fácilmente podría haber visto viente capítulos de la temporada sin cansarme de sus extraordinarios personajes e inteligentes diálogos. Es una serie que, sin lugar a dudas, llegó para desafiar los discursos narrativos tradicionales de la televisión actual.